Destinos para la luna de miel: Croacia

post-img
Compartir:

Croacia es un país que tras la guerra, ha reconstruido su infraestructura y ha sabido aprovechar su encanto de país Mediterráneo, donde los colores del mar se unen con la placidez y frescura de las montañas del interior y con la mansedumbre de los trigales de Panonia.

Suele ser visitado por turistas italianos y alemanes, aunque va subiendo rápidamente entre los países más visitados por los europeos. Es uno de los pocos lugares de Europa en el que en un espacio tan estrecho se pueden visitar siete lugares declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

croacia_1

croacia_2

croacia_3

 

Ubicación

Croacia está situada entre Europa Central, Europa meridional y el mar Mediterráneo. limita al noreste con Hungría, al este con Serbia, al sureste con Bosnia-Herzegovina y Montenegro, al noroeste con Eslovenia y al suroeste con el mar Adriático; donde comparte una frontera marítima con Italia.

Ocupa una extensión de más de 56.500km2, incluyendo las más de 1.000 islas que se encuentran frente a la costa del mar Adriático. Su población supera los 4,29 millones de personas. Zagreb es la capital y la ciudad más poblada.

croacia_4

croacia_5

 

Clima

En Croacia podemos diferenciar 3 tipos de clima:

  • En la costa tenemos un clima mediterráneo en el que podemos disfrutar de muchos días de sol al año., con veranos calurosos y secos y los inviernos suaves y húmedos.
  • Más hacia el interior del país tenemos un clima templado continental, en el que las temperaturas son más bajas.
  • Y por último, en altitudes de más de 1.200m disfrutaremos del aire fresco de la montaña y en verano la temperatura es más baja que en el resto del país.

croacia_6

croacia_7

 

Qué hacer

Como ya he comentado al principio, Croacia cuenta con 7 lugares declarados Patrimonio de la Humanidad y los cuales no os podéis perder:

  • Ciudad antigua de Dubrovnik: conocida como la Joya del Adriático principalmente por la enorme riqueza de su patrimonio artístico e histórico. Las historias y las leyendas han dejado sus huellas e inscripciones en las fachadas de piedra del núcleo histórico de la ciudad, en las losas del pavimento de la calle principal Stradun, de otras calles a su alrededor y en la iglesia del patrón local San Blas. Lo mismo sucede con las fortalezas entre las que se destaca Lovrijenac, situada encima de un escarpado peñasco, que les costó muchos y vanos esfuerzos a los venecianos cuando intentaron amenazar la libertad de la República de Ragusa. Así mismo, la historia y la leyenda también han dejado memoria de los caballeros, príncipes y nobles de Dubrovnik. No dejéis de visitar el Monasterio franciscano que alberga una farmacia fundada en 1.317 (una de las más antiguas de Europa) y el Monasterio de los Dominicos con los cuadros de los pintores locales. Bajando al puerto antiguo se encuentra el Palacio de los Rectores y la Catedral con su tesoro.

Dubrovnik

 

  • Conjunto Episcopal de la Basílica Eufrásica en el Centro Histórico de Porec: Lugares de culto de la cristiandad desde el siglo IV, los monumentos religiosos de Porec forman el conjunto conservado más completo en su género. La basílica, el atrio, el baptisterio y el palacio episcopal son ejemplos notables de arquitectura religiosa.
  • Casco histórico con el Palacio de Diocleciano en Split: Allí podréis visitar el Palacio del emperador romano Diocleciano, considerado el primer habitante de Split, que aquí comenzó a construir su palacio. El Emperador Diocleciano construyó el Palacio entre los siglos III y IV. Hoy el palacio se ha transformado en el corazón de la ciudad de Split y en su interior se encuentran todos los edificios y monumentos más importantes de la ciudad. Dentro del recinto del Palacio se encuentran el Templo de Júpiter, reconvertido en el Baptisterio de San Juan (Sveti Ivan), el Mausoleo de Diocleciano, que pasó a ser una Catedral consagrada a San Doimo (Sveti Dujam) y el Peristilo, que servía para rendir culto al Emperador

Split, Croatia

 

  • Catedral de Santiago en Šibenik: Construida entre 1431 y 1535, la catedral de Šibenik, ciudad de la costa dálmata, atestigua los importantes intercambios en el ámbito de las artes monumentales que se dieron entre el norte de Italia, la Toscana y Dalmacia desde el siglo XVI hasta el XVII. Los tres arquitectos que se sucedieron en la dirección de las obras –Francesco di Giacomo, Georgius Mathei Dalmaticus y Niccolo Giovanni Fiorentino– levantaron una estructura edificada con piedra en su totalidad y elaboraron técnicas arquitectónicas excepcionales para levantar las bóvedas y la cúpula.
  • Parque Nacional de los Lagos de Plitvice: el más conocido de los parques nacionales croatas. Está situado en la región de Lika, un paraje donde se alternan lagos, cascadas y manantiales de espectacular belleza. Los lagos de Plitvice deben su belleza y atractivo inigualables a la piedra kárstica y dolomítica y a las plantas que forman paredes de travertino. Como resultado de la disolución de las calizas y la formación de presas naturales en donde embalsa el cauce del río, han surgido los 16 lagos de Plitvice, de diferente altitud, comunicados por 92 cataratas y cascadas que representan un maravilloso fenómeno arquitectónico de la naturaleza. La zona que se puede visitar se encuentra en el centro del parque, son 8 km² de valle poblado de bosques, por un 90% de hayas, abetos y pinos. El área es también hogar de una enorme variedad de especies animales y aves. La fauna rara, como el oso pardo europeo, el lobo, el águila, el búho, el lince, el gato montés y el urogallo se encuentran aquí, junto con muchas especies más comunes.

Plitvice

 

  • Los campos de Stari Grad en Hvar: La isla de Hvar es conocida como “el lugar más soleado de Europa” porque disfruta del más elevado porcentaje de días soleados en Europa. La isla de Hvar pertenece al grupo de islas de la costa central croata. Es la más larga de las islas del Adriático, con una longitud de 68 km y 10,5 km de anchura y unos 300 km² de superficie. Stari Grad es el corazón histórico de la isla de Hvar. Está situada en el centro de la isla, rodeada de bosques de pinos y refrescada por la brisa de verano. Fue fundada por los griegos en el siglo IV aC. con el nombre de Pharos, y posteriormente ocupada por Roma. En Stari Grad podéis visitar el Kastel Tvrdalj, una vivienda fortificada construida en 1520 por el escritor y humanista Petar Hektorovic, la plaza Trg Skor, rodeada de palacios barrocos y la iglesia de San Juan del siglo VI y reconstruida en el XII. A continuación, a través del hermoso paisaje de viñedos, olivares y campos de lavanda llegaréis a Jelsa, una pequeña ciudad con una larga tradición vitivinícola. En la Ciudad Vieja de Hvar, descubriréis su patrimonio cultural: El Fuerte Španjola, la catedral de Hvar, el Teatro de Hvar es uno de los primeros teatros municipales en Europa.
  • Ciudad histórica de Trogir: Trogir que se encuentra sobre una pequeña isla, a 28 km al oeste de Split, unida a tierra firme por medio de un puente. La ciudad tiene más de 2.300 años de antigüedad y tiene mucha historia que contar. Con razón se la conoce como la ciudad-museo, puesto que cada piedra y cada edificio tienen su valor e importancia en un determinado periodo histórico. Allí podréis descubrir numerosos edificios de valor, como la Catedral de San Lorenzo que con su preciosa portada del maestro Radovan es el monumento más destacado de la ciudad. Se construyó sobre los restos de una primera basílica que fue destruida por el ataque sarraceno de 1123. A partir de esta fecha, las obras se prolongaron durante cuatro siglos. La Portada en la entrada de la Catedral de San Lorenzo (finalizada en 1240) constituye una obra maestra. Corona la iglesia la llamada Torre del Reloj, que tiene 47 m. de alto y está construida en tres estilos diferentes.

Trogir

 

  • Y por último, aunque no forme parte de los 7 lugares declarados Patrimonio de la Humanidad, no podéis dejar de visitar la capital, Zagreb: Podéis visitar uno parques más bonitos de la ciudad, Zrinjevac, y desde allí a la plaza principal de la ciudad de Ban Jelacic, en el corazón de la ciudad. La visita puede continuar por la Ciudad Alta, que se asentó sobre las ciudades gemelas de Gradec, la ciudad de los comerciantes y artesanos y Kaptol, la ciudad religiosa, en un cerro que miraba hacia la llanura del río Sava. Gradec (o Gornji Grad) fue fortificada contra los ataques de los tártaros en el siglo XIII y aún se conservan algunas de sus murallas y pórticos medievales. En Kaptol, antiguo asentamiento religioso, destacan el Palacio Episcopal, la Catedral de la Asunción de María del siglo XI, la iglesia de San Marcos del siglo XIV o el convento de Santa Clara, sede del Museo de la Ciudad. También es recomendable visitar la Ciudad Baja, donde podrán disfrutar del encantador ambiente de las calles llenas de boutiques, cafés y librerías. Está dominada por el impresionante edificio del Teatro Nacional de Croacia. Se recomienda también visitar el Museo de arte Naïf que se considera como el primer museo del arte Naïf en el mundo.

 

Sígueme a través de las redes sociales: FacebookTwitter,  Instagram y Pinterest.

Fotografías e información facilitadas por: NUBA

Leave a reply

Message

Name

Website

Si no quieres perderte ninguna de las novedades de Lluvia de Arroz suscríbete al blog

Toda pareja tiene una idea de cómo quiere que sea su boda

mi trabajo es ayudaros a hacerla realidad

Solicitar una cita

Para solicitar una cita podéis llamarme al 654 165 975 o rellenar el siguiente formulario y contactaré con vosotros lo antes posible


Todavia no tenemos fecha




Acepto los Términos y condiciones